Artículo

Contenedor verde

¿Sabes qué es el contenedor verde de reciclaje y por qué es importante usarlo? te explicamos todo lo que necesitas saber sobre este tipo de contenedor, qué residuos debes depositar en él y qué beneficios tiene para el medio ambiente y la economía.

El contenedor verde de reciclaje es el que se utiliza para recoger los envases de vidrio, como botellas, frascos, tarros y botes. El vidrio es un material que se puede reciclar al 100% y que no pierde sus propiedades por mucho que se reutilice. De hecho, el vidrio es uno de los materiales más antiguos que se conocen y se ha usado desde hace miles de años para fabricar objetos de todo tipo.

El reciclaje de vidrio tiene muchas ventajas para el planeta y para nosotros. Al reciclar una tonelada de vidrio se ahorran 130 kilos de combustible y 1.200 kilos de materia prima. Además, se reduce la contaminación atmosférica en un 20% y la contaminación del agua en un 50%. También se ahorra energía, ya que el vidrio reciclado necesita menos temperatura para fundirse que el vidrio nuevo. Por ejemplo, con una botella de vidrio reciclada se puede tener un televisor encendido durante tres horas.

Para reciclar el vidrio correctamente, hay que seguir unas pautas sencillas. Lo primero es separar las tapas y los tapones de los envases de vidrio y tirarlos al contenedor amarillo, donde se reciclan los plásticos y los metales. Lo segundo es limpiar los envases de vidrio para eliminar los restos de líquidos o alimentos que puedan tener. Lo tercero es depositarlos en el contenedor verde, sin bolsas ni otros objetos que no sean de vidrio.

"Pero cuidado, no todo lo que parece vidrio es vidrio. Hay algunos objetos que están hechos de cristal o de otros materiales que no se pueden reciclar en el contenedor verde."

Estos son algunos ejemplos:

Bombillas

Ceniceros

Cerámicas

Cristales de ventanas

Espejos

Ladrillos

Parabrisas

Piedras

Porcelanas

Tubos fluorescentes

Vajillas

Vasos y copas


Estos objetos tienen una composición diferente al vidrio y pueden contaminar el proceso de reciclaje o dañar las máquinas. Por eso, hay que llevarlos al punto limpio o a centros de recogida específicos, donde se les dará el tratamiento adecuado.

"Como ves, el contenedor verde de reciclaje es muy útil para darle una nueva vida al vidrio y evitar el desperdicio de recursos naturales. Además, al usar el contenedor verde contribuyes a cuidar el medio ambiente y a reducir la huella ecológica. Por eso, te animamos a que recicles el vidrio siempre que puedas y a que compartas esta información con tus familiares y amigos. ¡Entre todos podemos hacer un mundo más verde!"

El proceso de reciclaje del vidrio es muy sencillo. Los camiones recogen el vidrio del contenedor verde y lo llevan a las plantas de tratamiento, donde se separa el material de las impurezas que pueda tener. Luego se tritura el vidrio y se convierte en calcín, que es vidrio limpio y molido. El calcín se lleva a las fábricas de envases, donde se funde y se moldea para crear nuevos envases de vidrio o también otros objetos como jarrones, vasijas o adornos.